Gymkhanas en el área de Religión 2

Finalizamos con nuestro ejemplo de Yincana para la clase de Religión

Continuamos con el desarrollo de las Yincanas en el área de Religión.

Pistas 

Son indicios que nos ayudarán a alcanzar el objetivo de la yincana, contribuyendo a resolver el enigma o desafío planteado. Suelen ser proporcionadas al superar las pruebas. Pueden consistir en adivinanzas, una letra que formara junto a las que consiga en las demás pruebas una palabra, un fragmento de una encíclica, una cita bíblica que indica dónde se encuentra la siguiente pista o un objeto que hay que buscar y entregar al final de las pruebas, etc.

Orden de salida y evolución 

El orden de salida pretende asegurar que no coincidan los diferentes grupos en las pruebas, salvo que nos interese. Tenemos, pues, varias opciones:

  1. a) Todos hacen las mismas pruebas:

Para evitar aglomeraciones al ir todos los grupos a la misma prueba, disponemos de varias alternativas:

–    Salida sucesiva (contra reloj): los equipos toman la salida de uno en uno, con un intervalo de tiempo determinado entre ellos. Esto requerirá que planteemos actividades paralelas para cubrir el tiempo muerto de algunos grupos al inicio y al final de la yincana.

–    Salida simultánea siguiendo cada equipo un orden de pruebas diferente (una secuencia distinta), comenzando así por pruebas diferentes. En este caso, debemos asegurarnos de que las secuencias representan una distribución lógica de las pruebas. También se puede obligar el regreso al punto de control tras la superación de cada prueba; allí, dirigimos al equipo a la prueba que esté libre en cada momento. O bien cambiar de prueba según un orden establecido a una señal dada (silbato, cada 8 minutos, etc.).

  1. b) Cada equipo hace pruebas diferentes: implica una mayor complejidad en la organización, ya que tendremos que crear un conjunto de pruebas distinto para cada grupo. En este caso, podrían salir todos a la vez.

Control del tiempo 

Es un desafío en las yincanas, ya que no todos van a tardar lo mismo en realizar las pruebas y tendremos que prever qué hacemos con los que terminen antes mientras esperan a los demás o establecer estrategias para reducir las diferencias en su finalización:

  • Tomar decisiones improvisadas que se lo pongan más difícil a los que vayan más adelantados y apoyar a los retrasados, orientándoles o proporcionándoles más pistas.
  • Repartir a los componentes de los primeros equipos que lleguen entre los últimos equipos, para que les ayuden.
  • Propuesta de actividades suplementarias para los primeros.

Documentación para los participantes 

A cada equipo se le puede entregar una hoja o cuaderno que complemente la información oral, en caso de que ésta no sea suficiente. Puede ser sustituido total o parcialmente por paneles ubicados en lugares estratégicos. La información a proporcionar al alumnado, sea cual sea el canal elegido, contemplará los siguientes aspectos:

  • Una introducción en la que los sumerja dentro de la historia.
  • Una explicación clara de lo que tienen que hacer, del objetivo, de lo que se espera de ellos. Por ejemplo, superar unas pruebas para obtener unas pistas que descifrarán la clave para abrir un tesoro, llevar a San Pablo a Corintio para evitar que lo apresen, etc.
  • Normas básicas, referentes al comportamiento y las reglas del juego: ir en grupo, respetar el orden de las pruebas, no quitar o mover las pistas o mensajes (en caso de estar escondidos)…
  • Orden de salida y secuencia de ejecución de las pruebas.
  • Descripción de cada una de las pruebas.
  • Puede añadirse una representación esquemática en dos dimensiones y a escala del lugar en el que se desarrolla la yincana para facilitar la localización de las pruebas y el recorrido a seguir, en caso que el terreno de juego sea extenso. Una fotografía aérea, un mapa topográfico o un simple dibujo que resalte algunos de los elementos más destacados podrían ser suficiente. La interpretación del plano es una de las partes esenciales del juego. Debe suponer un desafío para los alumnos, por lo que no conviene ponerlo muy fácil. En caso de que no señalemos la ubicación exacta de las pruebas, tendremos que asegurarnos de que la información complementaria, es suficiente para averiguar dónde se hallan. Las fotos o dibujos de las zonas en las que se encuentran las pruebas bastan a veces para localizarlas.
  • Las imágenes y dibujos que acompañan el texto complementan y enriquecen la información, incrementando su atractivo.

Registro de las pruebas 

Es necesario llevar un control que certifique que las pruebas han sido superadas y, si procede, la puntuación acumulada. El procedimiento seguido dependerá del tipo de pruebas. Esto podemos conseguirlo a través de una hoja de registro, en la que los alumnos o jueces anoten si la prueba ha sido superada, la respuesta a las preguntas que les hagamos, la comprobación con determinados objetos que sólo pueden conseguir cuando superan la prueba, la solución de un enigma gracias a las pistas conseguidas en las pruebas, etc.

Selección de yincanas

Esta selección tiene la finalidad de complementar el contenido del artículo con ejemplos que ayuden a los docentes a abordar con éxito la organización de yincanas, aportando ideas derivadas de experiencias prácticas.

A continuación, ofrezco ejemplos de yincanas con una orientación educativa y adaptada a la edad escolar, sin olvidar la presencia del componente religioso que no debe faltar en las propuestas que desarrollemos desde el área de Religión.

Yincana misionera

Yincana Día de Todos los Santos

Yincana Fernandina

Yincana de la misa

Yincana de Pascua

Mes joven del Cabildo

Finalizamos, a continuación, nuestro ejemplo de Yincana aplicada a Religion.

Yincana: “Yo soy el especial tesoro de Dios” (parte 2)

Pistas 

Ofrezco unas citas bíblicas a modo de ejemplo, pero pueden sustituirse por otras según los lugares donde el docente estime más oportuno que deben situarse.

Se recortan por la línea gruesa y se pegan en los distintos lugares con cinta adhesiva. El grado de dificultad para su localización dependerá de la edad del alumnado que participe en la yincana.

La última pista, 11, se encuentra dentro del cofre del tesoro junto con un espejo. En la cita correspondiente leeremos: “mientras se escuchaban estas palabras del Cielo: «Tú eres mi Hijo, el Amado, mi Elegido.“ Y el docente hace la pregunta: ¿Quiénes son los amados por Dios? (la pista la tienen en la cita bíblica y el espejo). Ése es nuestro verdadero tesoro: el AMOR de Dios.

Orden de salida

Depende del número de alumnos y grupos. Pueden salir todos a la vez o, para no aglomerarse o localizar las pistas y que vean el resto de grupos dónde se sitúan, podrán salir por orden, cada 5 minutos, por ejemplo.

La primera pista (cita bíblica) la presentará directamente el docente y los grupos se dirigirán al lugar al que remita para buscar la segunda pista.

Control del tiempo

La resolución de las pistas dirige al lugar donde se encuentra la siguiente, por lo que no hace falta un control específico del tiempo de juego.

Si tardan mucho en localizar las pistas y es necesario abreviar porque se acaba la sesión de clase o tiempo del que disponemos para el juego, el docente podría dar señales para ayudar a localizar las pistas.

Documentación 

No es necesaria ninguna documentación específica.

Registro

Si las biblias para consultar las citas o, en su caso, los dispositivos electrónicos (uno por grupo) se encuentran en el punto de control, el docente supervisará la localización de las citas y servirá de comprobación si están realizando las pruebas en su orden establecido.

 

Pista 1

 

Is 12,3

 

Pista 2

 

Lc 14,10

 

Pista 3

 

Sal 1,3

 

Pista 4

 

1Re 6,8

 

Pista 5

 

Is 38,2

 

Pista 6

 

Job 19,8

 

Pista 7

 

Jn 10,7

 

Pista 8

 

Ex 23, 20

 

Pista 9

 

Lc 6, 40

 

Pista 10

 

Gen 2,8

 

Pista 11

 

Mc 1,11

     

 

Lugar donde se encuentran las pistas escondidas:

Pista 1: la entrega el docente

Pista 2: una fuente del patio

Pista 3: en un banco

Pista 4: en un árbol

Pista 5: en una puerta

Pista 6: en una pared

Pista 7: en una valla

Pista 8: en una puerta

Pista 9: en un camino o pasillo

Pista 10: el propio docente

Pista 11: jardín del patio o zona verde

Quizás no hayas leído la primera parte de este artículo. Cliquea aquí para acceder.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Esta web usa cookies para mejorar tu experienciae. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no continuar si lo desea Aceptar Leer más