Presentado el borrador de currículo de Religión a las editoriales

La Comisión episcopal para la Educación y la cultura entrega a las editoriales los borradores del nuevo currículo de Religión

El lunes 27 de septiembres, con la presencia de los responsables de las editoriales y con la asistencia virtual de numerosos editores, la Comisión episcopal para la educación y cultura compartió, con las editoriales los borradores del nuevo currículo de Religión. Se trata de un material que pretende facilitar la tarea a las diferentes editoriales pero que todavía no tiene la formalidad ni el carácter prescriptivo de un documento oficial.

En la primera intervención, Don Alfonso Carrasco, además de agradecer a las editoriales su tarea, subrayó la conexión y continuidad entre las conclusiones de los Foros de currículo y el borrador que se estaba compartiendo, haciendo ver como en el documento que se presentaba latían simultáneamente los dos marcos, el civil y el eclesial. Para ayudar a comprender la relevancia educativa y eclesial del borrador profundizó en los principios-guía del currículo.

Por su parte, Raquel Pérez Sanjuan destacó la similitud formal  del documento que se presentaba con los borradores de currículo presentado por el Ministerio para las etapas de Infantil y Primaria y propuso claves para la interpretación de los diferentes elementos curriculares específicos del currículo de Religión. Pidió confidencialidad sobre los contenidos del borrador hasta que no esté oficialmente aprobado.

Raquel Pérez anunció que el borrador de currículo, que ya conocían las delegaciones episcopales de enseñanza, estará a disposición -en coherencia con el modelo participativo que se anunció en el Foro- del profesorado de Religión y de la comunidad educativa para que se puedan trasladar las mejoras y aportaciones que se consideren oportunas. Habrá que estar, por lo tanto, atentos a la web Educación y Cultura CEE – Hacia un nuevo currículo (educacionyculturacee.es) para participar respondiendo a la invitación que se nos hace.

Realmente, estamos viviendo un momento excepcional para la clase de Religión. Seguimos pendientes de la ordenación académica y sus consecuencias para la ERE pero, es innegable, que con acciones como esta de la Comisión Episcopal para la educación y la cultura, la asignatura de Religión está recibiendo un  impulso que reforzará su presencia en el sistema educativo.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.