Hoponopono

Publicado en el número 337 de la versión en papel. Febrero de 2020

La obra o acción de “misericordia” relativa al perdón tiene otra cara: pedir perdón; y no a Dios solo, lo que puede resultar más fácil, sino a la persona de carne y hueso a la que se ha herido u ofendido. Frente a “sostenerla y no enmendarla” de la vieja hidalguía (ay, honor, cuántos crímenes se han cometido en tu nombre), está el gesto de enmendar, rectificar y enmendarse, y eso empieza por pedir perdón.

“Hoponopono” es una técnica practicada desde hace cinco mil años (así se presume) por los nativos hawaianos. En su faceta social, sirve para resolver problemas y conflictos en la comunidad y, por eso, de suyo, se practica en grupo. En sustancia, consiste en decir, como en un mantra, tres o cuatro palabras breves: “Lo siento, perdóname, gracias, te quiero”. Más allá de (y junto con) su lado social, psicólogos actuales entienden que esa práctica contribuye también a la sanación anímica, mental y emocional, y que tiene efectos beneficiosos incluso en solitario, pronunciando esas palabras para uno mismo. No es superstición o magia entenderlo así. Está bien demostrado que el lenguaje interior positivo contribuye a eliminar pensamientos y sentimientos tóxicos, susceptibles de ser borrados o atenuados gracias a las oportunas autoinstrucciones.

La técnica hoponopono, perfectamente practicable en el aula, con el maestro como chamán, mediador o terapeuta, servirá para reducir o aliviar conflictos. En ella, encontrará perfecto acomodo tanto perdonar como pedir perdón: gestos ambos, bien mirado, revolucionarios. No se olvide decir a los alumnos: pedir perdón es terapéutico, os sentiréis mejor. Ni mucho menos se olvide: las palabras y los abrazos de reconciliación están bien, son necesarios, pero no bastan, hay que tratar de remediar con actos el daño que se haya hecho.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Esta web usa cookies para mejorar tu experienciae. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no continuar si lo desea Aceptar Leer más